En el mundo del comercio de divisas, los pares de divisas tienen diferentes niveles de volatilidad  algunos altos, otros bajos. Esto significa que su método de operación debe ser diferente, dependiendo de la volatilidad del par de divisas que esté operando. El artículo explorará algunas de las diferencias que debe recordar cuando opere con pares de divisas de alta o baja volatilidad.

La volatilidad de un par de divisas se mide normalmente utilizando la desviación estándar. Esto da a los operadores información sobre cuánto puede desviarse un par de divisas de su tipo de cambio actual durante un período específico.

Por lo general, los pares de divisas con alta liquidez tienden a tener menos volatilidad. Y, cuanto menor sea la volatilidad del par de divisas, menor será el riesgo.

Pares de divisas de alta volatilidad

A continuación se muestran algunos de los pares de divisas más volátiles:

– Principales pares de divisas:

o AUD/JPY

o NZD/JPY

o GBP/AUD

o AUD/USD

Pares de divisas de mercados emergentes:

o USD/TRY

o USD/ZAR

o USD/BRL

o USD/HUF

Normalmente, los principales pares de divisas son generalmente menos volátiles que los pares de divisas de los mercados emergentes. En la lista anterior, el AUD/JPY y el NZD/JPY son actualmente los más volátiles entre los principales pares de divisas.

USD/TRY, USD/ZAR, o USD/HUF son de alta volatilidad porque tienen baja liquidez, pero también debido al riesgo inherente en las economías emergentes.

A continuación, se muestra el gráfico que muestra la actividad del USD/ZAR a principios de 2016. En 45 días, el tipo de cambio de este par de divisas aumentó más del 22%. Un movimiento drástico como este no es raro en los gráficos de los pares de divisas de los mercados emergentes.

Pares de divisas de baja volatilidad

Como mencionamos anteriormente, los pares de divisas de baja volatilidad normalmente tienen alta liquidez. Su gran volumen de operaciones asegura su estabilidad de precios.

Algunos de los pares de divisas menos volátiles incluyen:

– EUR/GBP

– USD/CHF

– EUR/USD

– NZD/USD

Veamos un ejemplo de un par de divisas de baja volatilidad. A continuación, se muestra el gráfico que muestra la posible desviación del USD/CHF a principios de octubre de 2016, medido por el indicador Average True Range (ATR). Como puede ver, el indicador varió de 45 a 90 pips – un rango bastante bajo comparado con otros pares de divisas.

Recuerde que la correlación entre dos monedas también puede afectar la volatilidad. Por ejemplo, tanto el dólar estadounidense como el yen japonés se consideran monedas seguras, por lo que cuando los mercados son inestables, los operadores pueden decidir asignar más dinero a cualquiera de las dos divisas. El incremento de la demanda provocará que se fortalezcan, por lo que es poco probable que el par USD/JPY experimente una gran volatilidad.

Consejos para operar

Operar con pares de divisas con alta volatilidad es ciertamente más arriesgado que operar con pares de divisas con baja volatilidad. Por lo tanto, debe prestar atención a la volatilidad actual de un par de divisas, y siempre estar atento a cualquier cambio potencial en la volatilidad de ese par de divisas, cuando esté operando.

También debe saber cómo calcular la volatilidad, y siempre prestar atención a los eventos económicos que podrían afectar la volatilidad.

Para medir la volatilidad de un par de divisas, puede utilizar el Average True Range (ATR) o DonchianChannels (llamado así por su creador, Richard Donchian). El promedio móvil también es una buena herramienta para medir la volatilidad. Para ello, mire el gráfico y compare la línea de la media móvil con el tipo de cambio actual.

Hay algunas notas importantes al operar con volatilidad de pares de divisas:

  • Los pares de divisas de alta volatilidad a menudo mueven más pips durante un período de tiempo particular que los de baja volatilidad.
  • Es posible que se enfrente a más desvíos cuando opere con pares de divisas de alta volatilidad. Sin embargo, operar con un broker que ofrece cero deslizamientos como beneficio estándar, como easyMarkets, eliminará este riesgo.
  • Los pares de divisas altamente volátiles pueden hacer movimientos más grandes. Por lo tanto, debe reducir el tamaño de su posición al operar con ellos.
  • Los eventos importantes (por ejemplo, una guerra comercial) o la publicación de datos económicos importantes (por ejemplo, las decisiones sobre los tipos de interés) pueden afectar considerablemente a la volatilidad de un par de divisas. Por lo tanto, debe utilizar un calendario financiero y seguir de cerca las noticias económicas para mantenerse al día.

El Resultado Final

Saber cómo medir la volatilidad es necesario cuando se opera con divisas. Le ayuda a elegir los pares de divisas correctos para operar, y también le permite calcular los niveles correctos de ganancias y pérdidas.

Los pares de divisas que debe operar también dependen de su experiencia comercial. Los operadores principiantes deben comenzar con pares de divisas de baja volatilidad porque son más fáciles de operar. Las altamente volátiles pueden traer una experiencia de operación más emocionante y mayores ganancias potenciales, pero el riesgo también aumenta; por lo tanto, sólo se recomiendan para operadores experimentados.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here