Las aerolíneas low cost son low cost hasta el día en el que nos encontramos con que tenemos problemas con algo, y nos quieren cobrar un extra. Y claro, a veces esos extras superan con creces el precio del billete y resultan sustancialmente injustos para los pasajeros. Incluso a veces, acaban en los juzgados, que parece ser en realidad lo que le ha ocurrido a Ryanair.

En este caso tenemos que Ryanair podría no poder cobrar por tarjeta de embarque al considerarse excesivo por un juzgado. Y es que la última sentencia así lo confirma, ya que el tribunal considera que los 40 euros que la compañía pone como tasa por reimprimir el documento, en realidad no es algo que realmente se pueda justificar. Así que al menos, en esta primera parte del juicio, todos los consumidores hemos ganado algo, porque el juez lo tiene claro.

Ryanair

Digo en esta primera parte del juicio porque en realidad, la compañía Ryanair recurrirá la sentencia, y se va a encontrar probablemente con una negativa, porque no tiene muchos más argumentos para solicitar que se mantenga su política. pero aún, pese a que recurra y pierda, nos van a quedar varios años más con la nueva norma, ya que Ryanair, en caso de ser condenada a eliminar la cláusula de forma definitiva, tendrá un plazo de cinco años para hacerlo. Aún así, algo es algo, y al menos, de confirmarse, la tasa de la compañía tiene los meses contados.

Imagen: Sean MacEntee

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here